Blog Grupo Pedro Jaén

Pérdida de pelo: problema médico que repercute en la calidad de vida

Posted by:

Pérdida de pelo: problema médico que repercute en la calidad de vida

En nuestro día a día observamos cómo gran cantidad de pacientes acude por pérdida de pelo, un problema que puede afectar en gran medida la calidad de vida de los pacientes.

Sin embargo, la caída de cabello es en ocasiones considerada como un proceso banal o sin importancia por algunos médicos, dedicando poco tiempo al problema en su relación con el paciente, lo cual repercute negativamente en la percepción del cuadro por el paciente, que además de padecer el problema, siente cómo no recibe la atención adecuada para solucionarlo.

Por ello, es importante conocer que en muchos de los pacientes con alopecia, la pérdida de pelo es en ese momento una de las mayores preocupaciones de su vida.


De hecho, en nuestra experiencia, los pacientes con alopecia presentan una afectación de la calidad de vida mucho mayor en comparación con otras enfermedades de las consideradas médicamente como “importantes”.

Estudios recientemente publicados en revistas científicas (véase por ejemplo el publicado hace unos meses por el Dr. Han) demuestran cómo la alopecia ocasiona una afectación muy importante de la calidad de vida, aspecto que todo médico debe conocer.

En este sentido, es de gran relevancia darle al problema de la pérdida de pelo toda la importancia que tiene, explicando al paciente detenidamente el origen de esa caída de cabello y las posibles soluciones.

La pérdida de pelo es un problema médico que debe ser valorado por un dermatólogo para realizar un adecuado diagnóstico, ya que la caída de cabello puede ser desde un proceso autolimitado sin importancia, hasta una forma de alopecia progresiva que si no se trata evolucionará hacia la calvicie del paciente.

La pérdida de pelo también puede ser un signo de alguna enfermedad sistémica como el lupus eritematoso, puede indicar que el paciente presenta una alteración hormonal o un déficit de hierro, o incluso puede estar causado por la toma de determinados medicamentos.

Por tanto, es fundamental realizar un correcto diagnóstico para poder emplear el mejor tratamiento.


El tratamiento puede diferir desde el simple hecho de no hacer nada (tratamiento expectante), hasta la necesidad de instaurar de forma precoz un tratamiento hormonal para frenar el curso de la pérdida de cabello, o realizar la novedosa terapia del PRP (plasma rico en plaquetas con factores de crecimiento). Para ello, el dermatólogo experto en problemas capilares (tricólogo) le podrá orientar de forma correcta.

El tratamiento de la alopecia no debe verse únicamente como una terapia para evitar que el cabello se caiga o incluso que aparezca cabello nuevo, sino que también es importante conocer que al tratar la pérdida de pelo del paciente estamos mejorando enormemente su calidad de vida y preocupación asociada a la alopecia, lo cual hace que mejore en muchos casos su estado de ánimo.

0


Add a Comment