Piel luminosa, firme y bonita a partir de los 50

Noviembre 2020
November, 2020 Telva

Nuestra especialista, la Dra. María Marcos ha aclarado en Telva los motivos por los que hay que desterrar el mito de lo mejor es usar la misma cosmética durante toda la vida. A medida que cumplimos años, nuestra piel cambia y tiene necesidades diferentes; así que hay que tratarla de manera distinta. 

Lo primero que hay que recalcar es que a partir de los 50-60 años sí hacen falta tratamientos específicos porque la piel tiene unas características especiales. "Generalmente es una piel más seca, está más apagada, es más gruesa en la capa superficial (epidermis) y más fina en la capa más profunda (dermis) porque tiene menos colágeno y menos fibras elásticas. Por eso, el protocolo que hay que seguir en la rutina de cuidado diario se basa en hidratar, iluminar, renovar e inducir la producción de colágeno", explica la Dra. Marcos. 

Para hidratar, como la piel es más seca, tenemos que escoger cosméticos con más cantidad de ingredientes nutritivos e hidratantes como el ácido hialurónico, las ceramidas o la rosa mosqueta. Para iluminar la piel, que a esa edad suele estar más cetrina, los cosméticos que usemos deben tener antioxidantes como la vitamina C, la vitamina E, ácido ferúlico… y por las noches como además hemos dicho que la piel está más gruesa en la epidermis y más fina en la dermis por la falta de colágeno y elastina, vamos a intentar optimizar el turno ver celular, la renovación de las células.

Para eso, la molécula estrella son los retinoides (el retinol y el ácido retinoico). Éstas tienen un efecto doble a nivel superficial y profundo, puesto que nos van a mejorar también las manchas y la luminosidad. Asimismo, no hay que olvidarse de aplicar contorno de ojos más nutritivo y hacerlo a toquecitos para que penetre mejor y se produzca un efecto drenante. Es esencial llevar siempre fotoprotector y llevar a cabo limpieza diaria por la mañana y por la noche.

A esta edad en lugar de usar productos a base de jabón, más adecuados para pieles grasas, es conveniente usar limpiadores en leche, crema o aceite. A esta edad, los maquillajes deben ser ligeros y naturales porque de lo contrario se marcan más las arrugas. Como plus, una vez a la semana, es idóneo usar una mascarilla hidratante, reafirmante o iluminadora.

Contacta con la Unidad de Dermatología Estética del Grupo Pedro Jaén para saber cómo debes cuidar tu piel en cada momento.