Tratamiento con toxina botulínica para parálisis facial periférica

Toxina Botulínica


En muchos casos, está indicado el tratamiento avanzado con Toxina Botulínica.


  • ¿En qué consiste?

    Es la infiltración de toxina botulínica en músculos seleccionados de la cara, que tienen un tono aumentado o que trabajan demasiado, y queremos relajar. Será el médico en la primera consulta o durante el seguimiento, el que valore la indicación de esta técnica, que tiene los siguientes resultados:

    • Reduce el tono muscular alterado.
    • Disminuye la sensación de rigidez y tensión muscular.
    • Reduce la intensidad de los movimientos no controlados o involuntarios.
    • Ayuda a individualizar movimientos.
    • Complementa el tratamiento de Reeducación Neuromuscular Facial.

  • ¿Cuánto tiempo?

    Las infiltraciones de toxina botulínica se realizan cada 4-6 meses, en función de la evolución de cada paciente.

  • Resultados

    Los estudios científicos han demostrado el beneficio de los tratamientos de rehabilitación a medio y largo plazo, fundamentalmente de la Reeducación Neuromuscular Facial y el uso de la Toxina botulínica.

    La rehabilitación de la Parálisis Facial Periférica es un proceso lento que puede prolongarse durante meses hasta conseguir buenos resultados. El efecto de la Toxina botulínica es más inmediato, aparece a los dos o tres días y persiste durante 4 a 6 meses.

  • Efectos secundarios

    La reeducación neuromuscular no tiene efectos secundarios. En cuanto a las infiltraciones de toxina botulínica, dado que se emplean dosis bajas, no suelen provocar efectos negativos. En ocasiones se puede observar, siempre de forma transitoria, disminuciones del tono o la actividad de los músculos infiltrados.

  • Recomendaciones

    Es fundamental la participación activa del paciente en el proceso de tratamiento.


 
CONSULTA CON EL EXPERTO
ARTÍCULOS RELACIONADOS