Piel sensible en Grupo de Dermatología Pedro Jaén

Piel Sensible


La piel sensible constituye una condición de hiperreactividad cutánea de posible origen variado. Condiciona una susceptibilidad a varias substancias cosméticas e irritantes con repercusión importante para la calidad de vida de los pacientes. Es de difícil definición y diagnóstico, ya que se puede presentar con ausencia de signos clínicos objetivos. A pesar de ello puede indicar la presencia de una enfermedad cutánea subyacente o una alergia de contacto subclínica por lo que requiere un estudio dermatológico específico para su detección.


  • Síntomas

    La sensación de ardor, escozor, enrojecimiento y /o tensión cutánea tras el contacto con productos cosméticos, de higiene personal o productos de uso en el hogar, con o sin efectos cutáneos visibles, suele ser un síntoma de piel sensible.

  • Diagnóstico

    Inicialmente se realiza una historia clínica detallada, mediante cuestionarios específicos, dirigida a detectar e identificar factores físicos (radiación ultravioleta, humedad, temperatura) y químicos (cosméticos, productos de ámbito doméstico y profesional) que pueden desencadenar los síntomas a nivel de la piel. Asimismo, se realiza un examen físico dermatológico, estudio hormonal y alérgico, orientado a detectar cualquier enfermedad cutánea que pueda desencadenar los síntomas de piel sensible.

    Pruebas complementarias:

    • Pruebas epicutáneas (alergénos más comunes y específicos: fragancias, cosméticos, conservantes, medicamentos).
    • Test de irritación cutánea con ácido láctico.
    • Luz polarizada.
    • Medición parámetros cutáneos: pH, sebo, TEWL, capacitancia.
    • El estudio de piel sensible se desarrolla durante un mínimo de 3 citas médicas.

  • Tratamientos médicos

    Una vez finalizado el estudio, se elabora un informe con el diagnóstico y resultado de todas las pruebas realizadas.

    Asimismo, al paciente se le proporciona tratamiento (cremas formuladas específicamente para el paciente) y recomendaciones específicas sobre el cuidado de la piel y un listado de alérgenos, sustancias químicas y productos cosméticos a evitar. Además, se asesora al paciente de forme individualizada sobre que productos cosméticos son los más indicados y seguros para su uso diario.


 
CONSULTA CON EL EXPERTO
ARTÍCULOS RELACIONADOS