Dermografismo

Es la forma más frecuente de urticaria física. Se caracteriza por la aparición de habones o ronchas, producidos por el roce y presión sobre la piel. Las lesiones pueden picar o ser asintomáticas. El cuadro puede ser desencadenado por infecciones víricas, terapia antibiótica o trastorno emocional, aunque la mayoría de las ocasiones no se puede identificar una causa concreta.

Las lesiones cutáneas suelen ser ronchas rojizas lineales, que característicamente aparecen sobre la zona donde se ha producido el roce o traumatismo. Es típico de estos pacientes que se consigan “dibujar” imágenes tras la presión con algún objeto sobre su piel.

El diagnóstico es clínico. Ocasionalmente pueden estar indicados estudios analíticos.

El dermografismo no suele requerir tratamiento. En caso de que las lesiones piquen, los fármacos más eficaces son los antihistamínicos a dosis bajas.